Vacunas en el preñez: indicaciones y contraindicaciones

La grávida puede aplicarse vacunas, como la de la resfriado, por ejemplo, sin requisa, las vacunas que la gestante debe aplicarse deben ser posterior a los 3 meses de preñez, ya que ayer de este tiempo existe un maduro aventura de malogro o malformación del feto.

Sin requisa, la mayoría de las vacuna están contraindicadas en el preñez, ya que ponen en aventura la vida de la gestante y del feto. Por eso, ayer de aplicarse cualquier vacuna, la grávida debe consultar al tocólogo para evaluar las vacunas que podrá ponerse sin ningún aventura.

Vacuna indicadas en el preñez

Encima de la vacuna de la resfriado, la grávida puede aplicarse la del Tétabno y Difteria (Td), asimismo conocida como vacuna antitetánica. Estas vacunas protegen a la gestante y al feto, ya que los anticuerpos que constituyen la vacuna, son transmitidos al bebé a través del cordón umbilical.

Existen otras situaciones en que la grávida puede aplicarse vacunas, como cuando corre el aventura de contagiarse de alguna enfermedad. En estos casos las vacunas indicadas incluyen:

  • Vacuna de la fiebre amarilla;
  • Vacunas de la hepatitis y hepatitis B, las cuales deben aplicarse de preferencia luego del primer trimestre;
  • Vacuna contra la Tos ferina;
  • Vacuna contra la furor;
  • Vacuna del VPH;
  • Vacuna de la poliomielitis (en casos especiales);
  • Vacuna neumocócica polisacárida;
  • Vacuna meningocócica polisacárida.

En caso de que la grávida tenga contacto con una persona enferma, que haya sido mordida por un animal o en caso de realizar un alucinación, por ejemplo, puede ser necesario que la grávida se aplique alguna vacuna para precaver el exposición de la enfermedad. En estos casos, la grávida debe comunicar al médico la situación para evaluar la carencia de aplicar alguna vacuna.

Vacunas contraindicadas en el preñez

Las vacuna que la embarzada no debe aplicarse durante este período incluyen:

  • BCG;
  • Triple virulento;
  • Vacuna contra la polio;
  • Vacuna contra la rubéola;
  • Vacuna contra la varicela;
  • Vacuna contra la parotiditis;
  • Vacuna contra el sarampión.

Estas vacunas deben evitarse durante el preñez, ya que son vacunas que contienen virus vivos que pueden afectar al bebé causando complicaciones, como malformación del feto o malogro, por ejemplo.

Deja tu comentario!